Método Ttouch

Dar masajes a los animales se considera normalmente una tendencia muy moderna. Sin embargo en 1905 mi abuelo Will Caywood, un domador de caballos de carreras, después de ganar ochenta y siete en el hipódromo de Moscú, fue proclamado "Domador Mayor" y recibió como premio un bastón adornado con joyas del Zar Nicolás II. Él atribuyó el éxito al hecho de que en sus establos todos los caballos recibían masajes por todo el cuerpo durante quince minutos cada día.

En este enlace, podéis leer el libro completo.

Dossier